miércoles, 4 de mayo de 2011

MATANEGRA

Entre tanto político dubitativo, que se sube, que se baja, que negocia, que se acomoda, que especula, que mira encuestas, etc, y tanto personaje que dice cualquier estupidez por radio o televisión; entre pacifistas que no respetan ningun derecho humano; entre tanto tiempo perdido escuchando hablar de la nada misma del gran hermano y harta ya de las quejas de los maestros, de los petroleros, de los mineros, de los del subte, de los indígenas, de los pobres, etc. etc., extraño ese país que me pintan por cadena nacional .
Y extraño al viejo jodido de Matanegra, que por lo menos me hacia reír.